Responsabilidad social empresarial durante una pandemia

Ni donaciones en dinero o en especie, ni transparencia total en las operaciones, ni la implementación y difusión de valores. Para considerarte una empresa socialmente responsable ante la situación en la que nos encontramos, se necesita mucho más.

Comencemos con un replanteamiento de lo que ser responsable con la sociedad significa hoy, durante una pandemia sin precedentes y en un momento en que no se puede pensar más individualmente. 

Hoy, definir a tu organización como una empresa socialmente responsable implicaría que están poniendo atención (tiempo, creatividad, recursos) en al menos los siguientes aspectos.

Interno

Empresa

Las bases, como la transparencia, los valores y un código de ética, no deben quedarse en el olvido; sin embargo, es momento de innovar. Incluir a la tecnología como el mayor aliado en estos tiempos, construir estrategias e invertir en herramientas digitales, recurrir a las redes sociales y estar abiertos a lo que las tendencias presentan, ayudarán a tu organización con el posicionamiento de marca y a aumentar el nivel de competitividad.   


Colaboradores

La contingencia sanitaria replanteó lo que cuidar a tus colaboradores significa. En especial si tu empresa se encuentra implementando el home office, es importante que establezcan horarios y organicen actividades dedicadas a la salud mental de los colaboradores, deben sentirse apoyados y acompañados; algunos ejercicios de vinculación entre compañeros podría reducir el sentimiento de aislamiento. Además de ello, es importante seguir reconociendo el esfuerzo, quizás a través de un incentivo que sea útil para el colaborador y sus cercanos, como las tarjetas de vales TENGO! Lealtad que les permitirán hacer compras en línea y establecimientos, disponer de efectivo en cajeros automáticos, acceder a descuentos y promociones exclusivas y pagar servicios. 

Externo

Clientes

Toma en cuenta que tus usuarios, consumidores, clientes y proveedores, tendrán interés en organizaciones que ofrezcan un valor agregado, que sean conscientes y que estén tomando acciones para mejorar la situación del país. Se necesita creatividad, audacia, monitoreo y escucha de lo que está pasando y de lo que se requiere. Se ha vuelto una relación en la que la organización necesita de su retroalimentación y viceversa. Escucha y habla. No te quedes atrás. 

Sociedad 

Si tu empresa nunca había colaborado con otras organizaciones, ¡ahora es cuando! Este es el momento de hacer equipo con empresas nacionales, crear alianzas duraderas que nos beneficien a todos y crear proyectos más completos, uniendo las áreas de especialidad de cada parte. En la parte individual, corresponde el uso adecuado de los recursos, la ética, la sustentabilidad y la disponibilidad para siempre dar una mano a quien lo necesite, podría tratarse de nuevo talento que busca una oportunidad o de algún sector social que esté teniendo dificultades durante la pandemia. 

Cualquier proyecto que inicien deberá contribuir positivamente a todas las partes: sociedad, colaboradores, medio ambiente, clientes y la organización misma; ofreciendo un valor agregado que vaya más allá de contribuciones materiales y propuestas egoístas que busquen únicamente beneficiar a pocos y generar ingresos sin devolver algo a cambio.

Al proponer acciones socialmente responsables, piensen en ese valor que pueden ofrecer, piensen en la filosofía y el propósito de la empresa y sobre todo, piensen en colectivo.

Deja un comentario

El Blog de la Revolución

En Broxel lo sabemos, vivimos una revolución, una que cambió nuestra relación con el dinero, que cambió nuestra manera de vivir y entender el mundo, por eso hicimos este blog, para compartir contigo ideas y tips que te preparen para vivir la revolución que nos tocó vivir: la revolución cashless.

Broxel

Javier Barros Sierra 555,
Zedec Sta Fe 01219
CDMX